viernes, 1 de julio de 2011

PIROTÉCNICA OREJANA

1. ¿De dónde surge  la afición regional por los fuegos de artificio?
Los antecedentes más remotos vienen de China, cultura que fue la responsable de la invención de la pólvora. Se introduce en América por la vía de los españoles y los portugueses. Todo parece indicar que en la región la costumbre estuvo latente hasta el Siglo XIX, pero que con posterioridad se dispara en la zona una mayor difusión del uso de los fuegos de artificio. Esto tiene que ver con el impulso que recibió el carnaval a finales del Siglo XIX  e inicios del Siglo XX, así como por el propio crecimiento de la población que es más notable en esta última centuria.
 2. ¿Dónde se cultiva más, en Los Santos o en Herrera?
Sin duda se trata de la Provincia de Los Santos, zona geográfica de donde se extendió al resto de las provincias por el efecto de demostración de la migración azuereña, la que la proyectó como algo propio del grupo humano santeño y como una característica cultural del habitante peninsular.
Pienso que la zona en donde más se hace uso de la pirotécnica es la comprendida por los distritos de Las Tablas y Guararé, quizás porque en ella la fiesta ha adquirido una alta cuota de comercialización.
3. ¿Qué significa para el azuerense ver subir un fuego de artificio?.
En el fondo la costumbre surgió como una diversión en una zona que antaño tenía pocos ratos de ocio, ya que los mismos se reducían a las escasas fiestas patronales. Las demostraciones pirotécnicas eran unas de las pocas ocasiones en las que el hombre podía romper con la monotonía del campo. Estos juegos de luces y de sonidos resultaban divertidos, pero también se le antojaban como “mágicos” a una población que para aquellas calendas las miraba como un fenómeno prodigioso.
Luego de su mayor difusión, los cohetes, voladores, mechas y morteros se fueron constituyendo en un símbolo de poder social. Así como un entierro y, de paso, la relevancia familiar, se medía por el número de asistentes; las familias que tenían mayores recursos económicos optaron por demostrar su preeminencia social “quemando” cohetes y voladores en los eventos sociales. El mayor ejemplo del evento de índole sociológica lo podemos apreciar en los carnavales tableños, en donde las tunas muestran su categoría y poderío recurriendo a los prodigios de la pirotécnica.
4. ¿Cuál es el futuro de la pirotécnica azuerense?
Su futuro corre paralelo con la evolución de la fiesta orejana. Está casado con las transformaciones que ha experimentado la música de violines, la que es asumida por las ejecuciones de los acordeones santeños y herreranos. También la comercialización de las empresas licoreras ha arrastrado no sólo a los acordeones y cantaderas, sino que ha fortalecido la actividad pirotécnica en el área. Este incremento ha sido de tal naturaleza que en los tiempos modernos se ha pasado a la importación de fuegos de artifició. Esto significa que el trabajo de tipo artesanal y pirotécnico, si no se corresponde con las nuevas exigencias, terminará por desaparecer, de la misma manera que aconteció con los tejales y los artesanos del hierro

No hay comentarios.:

Publicar un comentario